Lineamientos de educación

Los campos de la educación

Profesor Felipe Cárdenas

  • Clarificar la diferencia entre instrucción y educación
  • Lyotard en su visión sobre la post-modernidad plantea de manera importante el tener en cuenta que el saber no se reduce a la ciencia, no siquiera al conocimiento
    • Importancia de reconocer la cultura y explorar nuevos lenguajes: //paz//ambiente//política
    • Formación amplia de competencias:
      • Saber-decir
      • Saber-vivir
      • Saber-oir
      • Saber-hacer
    • Cosmología de la educación: fenómeno de significación: Enseñanza-aprendizaje: lógica relacional

 

Anuncios
Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

Reconstitución de la antropología política

RECONSTITUCIÓN DE LA ANTROPOLOGIA

POLÍTICA.

 

HETERONOMÍAS ENTRE LA CIENCIA POLÍTICA Y

 

LA ANTROPOLOGÍA

 

Análisis Político nº 80, Bogotá, enero-abril, 2014: págs. 211 – 226

 

 

Universidad Nacional de ColombiaÓ

 

Profesor Felipe Cárdenas

HETERONOMÍAS ENTRE

LA CIENCIA POLÍTICA Y LA

  • Vínculos, diálogo y conflictos con las corrientes políticas dominantes
  • Visión
    • Heurística
    • Ciencias de la complejidad
  • Tarea
    • Proceso de formación política y ciudadana
      • Proceso iluminativo y meditativo
      • Referencia a principios
      • Herramientas de descripción, interpretación y evaluación
    • Objeto
      • Análisis de valores dominantes, discurso interpretativo dominante,
      • Enfoques hegemónicos
      • diseñar programas de investigación dirigidos a identificar las condiciones de orden emergentes, tarea que se realiza en colaboración con las ciencias humanas, ciencias sociales y ciencias naturales
      • estudio de lo político desde cierta intencionalidad centrada en el reconocimiento de las tramas significativas, la identificación de normas y valores y en el potenciamiento de los grupos humanos con los que nos encontramos.
    • Noción articuladora:
      • Noción de experiencia de orden
        • La condición mental de la categoría en mención, de ser aceptada en la retórica del discurso de las disciplinas interesadas en el estudio del fenómeno político, pasaría a constituirse en un signo con capacidades para la indexación icónica de la realidad
        • enriquecer la discursividad de los modelos empírico-positivistas
        • horizonte lógico y pragmático
        • dimensión noética referencial y auto-referencial
      • Definición antropológica
        • Política como cultura
          • Captar rasgos socio-culturales
        • Estudio de las realidades políticas
          • Pueden ser captadas en textos literarios, ritual, repertorio musical, o discurso político
        • Debate
          • ciencia política, en su visión dominante circunscrita al estudio de los repartos de recursos escasos o al estudio empírico del poder en la definición que ellos plantearían en su artículo aclaratorio (Casas y Losada 2011)
          • Importancia de hablar de signifificados: hermenéutica, semiótica, análisis del discurso
          • ¿Cómo excluir los datos de la historia, cuando el hombre existe en una sociedad política cuya existencia es histórica? Para esta constante, los modelos reduccionistas de la economía experimental y de la psicología conductista no son los apropiados.
          • ¿Cómo excluir la indagación sobre las tramas de significados y símbolos en la existencia política de sociedades cuya existencia es tanto empírica, como meta-empírica, es decir, atravesada por realidades cuyas pautas culturales están marcadas por ordenamientos ontológicos, religiosos y mágicos.
          • Limitaciones de los metodos empirico-analiticos
            • Incapacidad de captar el sentido o semiosis de estructuras fundamentales de la experiencia humana
          • Problema
            • Reduccionismos conceptuales dogmáticos
            • diálogo, dirigido a captar científicamente cómo es la estructura de una realidad política, implica .estar a tono. con los aportes permanentes de la sociología, la antropología, la arqueología, la metafísica, la historia, la etnología, la literatura, la ontología, la antropología filosófica, el derecho y la filosofía
            • Buscar enfoques relacionales
            • No estamos simplemente midiendo objetos. Página: 221
            • Identificar epistemologías locales
          • El Estado
            • Presencia de sociedades sin estado, no pueden ser vistas como sistemas políticos, pero sí tienen una experiencia de orden.
              • Experiencia cultural de orden político
            • Vinculaciones decisorias obligatorias
            • asignación autoritaria de valores
            • existen instituciones no-políticas. o cuasi políticas, cuyas relaciones y funciones políticas pueden ser incluso más importantes que las instituciones formales, pensadas como políticas, condición presente incluso en gobiernos modernos como aquellos existentes en países como los Estados Unidos y la China.
          • Contexto
            • Reduccionismo de los enfoques economicistas centrados en el costo y el beneficio
            • Divrsidad cultural
            • Cultura: produce significados, normas, reglas, valores
            • No hay un solo juego
              • existen límites naturales y culturales que delimitan el campo de lo posible y que determinan el comportamiento de los seres humanos.

Seguir leyendo

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

Proyección de narrativas ambientales desde el cristianismo.

https://www.evernote.com/shard/s152/sh/67d462ce-f211-455f-8fb8-23a5c2ae71a3/d6185fb5b76745caa883b1f342a4c512

Conferencia pronunciada por Felipe Cárdenas-Támara el día 1 de setiembre de 2017. Universidad Militar Nueva Granada. 19 Congreso Diocesano de Educación. Diócesis de Zipaquira, Colombia.

Publicado en América, ambientalismo, amor, anthropology, antropología semiótica, apophatic theology, Bartholomew Patriarch of Constantinople, Biblia, cambio climático, capitalismo, Catolicismo, Cátedra de la paz, Colombia, creencia, creencia religiosa, crisis ambient, crisis ambiental, cristianismo, Cultura y Cristianismo, defensa del cristianismo, ecología, ecología política, ecumenismo, educación, encoding, Enviromental thought, espiritualidad ambiental, espiritualidad ecológica, Felipe Cárdenas-Támara, Iglesia católica, Iglesia Ortodoxa, modernidad, moderno, moral, muerte, narrativa ambiental, narrativas, nature, Sin categoría | Etiquetado , , , | Deja un comentario

PEGUY: EL TESTIGO DEL ACONTECIMIENTO

AGOSTINO MOLTENI

Texto en: peguy-carta

– La salvación es fácil: pertenecer por gracia a la raza y sangre cristiana:
“No se es cristiano para estar a un cierto nivel moral, intelectual, incluso espiritual.
Se es cristiano por pertenecer a una cierta raza ascendente, a una cierta raza mística, a una
cierta raza espiritual y carnal, temporal y eterna, a una cierta sangre”.
(Un nuevo teólogo. Fernand Laudet)

– La salvación es fácil: pertenecer por gracia a la raza y sangre cristiana:
“No se es cristiano para estar a un cierto nivel moral, intelectual, incluso espiritual.
Se es cristiano por pertenecer a una cierta raza ascendente, a una cierta raza mística, a una
cierta raza espiritual y carnal, temporal y eterna, a una cierta sangre”.
(Un nuevo teólogo. Fernand Laudet)

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

Tecnología, cambios culturales y cuentos de redes sociales

Interesante nota sobre los rápidos, mejor vertiginosos cambios que la tecnología de las redes sociales está generando en nuestra vidas. No se lo pierda. Escuchar en el siguiente enlace:

 

https://www.evernote.com/l/AJhs9xmIM9JI-JwJGP0aeG1fcuduvsMixpE

 

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

Michel Foucault – Cultura para principiantes

Publicado en Michel Foucault, Sin categoría | Etiquetado , , , , , | Deja un comentario

La cultura occidental está condenada a muerte

Pérez-Reverte: “La cultura occidental está condenada a muerte”
El genial novelista español pasó por Buenos Aires y desparramó su incorrección. La crítica al sistema que prefiere la mediocridad y un diagnóstico de fin de era.
Por Nicolás Lucca
Ver Galería
“Es evidente que hay un sistema de valores, que son la ilustración, la revolución francesa, las ideas, los derechos del hombre, que están en cuestión”. |

Desde el lobby de un hotel de la Recoleta porteña, don Pérez-Reverte recibe a NOTICIAS y este periodista se siente microscópico sin saber si no resulta una exageración tratarlo como colega, dado que su labor como novelista ya lo ha trascendido, pero nunca se deja de ser periodista…
– Sí, se deja de ser periodista –afirma Pérez-Reverte y, mientras soluciona el enigma de su entrevistador, dispara su primer balazo de incorrección–, lo que pasa es que es como cuando uno ha sido puta o ha sido sacerdote: queda algo que ya no se puede borrar. Se puede dejar de ser periodista pero nunca se pierde la mirada que te da el periodismo, una especie de lucidez extrema, de escepticismo oculto. Una cultura no hecha de libros, sino hecha de conocimientos del ser humano. Y uno ya nunca puede mirar a la gente igual cuando uno ha sido periodista, como cuando ha sido puta o ha sido sacerdote. O policía. Uno nunca puede olvidar el periodista que fue, aunque no ejerza como tal. Y hay cosas que ya no se creen como tal, hay fes imposibles, hay palabras con mayúsculas que ya son imposibles y tienen minúsculas todo el tiempo.
–¿El escepticismo le ha jugado en contra?
– No, me ha jugado a favor. El escepticismo hace el mundo más frío, más gris, más hostil. Uno desearía encontrar en la gente virtudes que sólo encuentra en los perros o en los niños. El problema está en que el haber sido periodista –o haber sido puta, o sacerdote o policía– hace que uno vea cosas que no querría ver. Yo puedo ver un joven educado, bien vestido, con chaqueta, camisa blanca, las manos cuidadas, bien peinado, una barba recortada, pero mi especie me dice que ese joven a la vez puede ser un hijo de puta absoluto. Pone siempre una cierta distancia y eso es bueno, es práctico, es útil, pero también es desolador, porque uno quisiera que el chico que se sienta confiara tu vida. Pero la experiencia hace que uno se frene.
– Sus afirmaciones desde lo que está pasando en Europa con los conflictos migratorios…
–(Interrumpe) No es un conflicto de migraciones: es un conflicto de historia. La historia está cumpliendo su inevitable rigor de siglos.
–¿Qué es lo que le preocupa de la situación actual de Europa?
– A mi no me preocupa nada porque tengo 65 años. Mi vida está hecha, he vivido como he querido, he tenido una vida muy satisfactoria, he tenido mucha suerte, todo me ha salido bien, estuve donde quise estar, escribo libros, navego, soy dueño de mi vida, de mi tiempo, de mi dinero. En ese sentido no me preocupa. Lo que pasa es que observo la realidad. Y la realidad es como es. Cuando has vivido la historia en primera persona, has sido testigo de ella, o tienes la edad suficiente para que las pasiones, los impulsos y las etiquetas fáciles no pesen tanto como la lucidez, el análisis y el conocimiento del ser humano, te das cuenta de que hay cosas que ocurren inevitablemente. Es complicado responder esto, pero voy a utilizar un ejemplo. Hay una novela que se llama “El cazador de barcos” de Justin Scott, que es una obra maestra, el mejor libro de barcos que se ha escrito en el siglo XX. Y en ese libro hay un punto en el cual dice el protagonista “en el mar puedes hacerlo todo bien, pero aún así el mar te matará. Pero si eres buen marino, al menos tendrás el consuelo de saber en qué latitud-longitud estás cuando el mar te mate”. Pues eso es lo que yo quiero. Lo que intento es, a mí mismo y a mis lectores, situarlos en que latitud-longitud están. Que sepan dónde están y por qué el mar los mata. Pero matarlos, los va a matar igual.
–No hay solución.
–La historia no se soluciona, se vive. La cultura occidental está condenada a muerte. Aristótles, Homero, Dante, Virgilio, Shakespeare, Borges, Cervantes, Rembrandt, Bioy, todo eso se va al carajo. Porque ha pasado su época, porque ahora viene otra época distinta. Tardará a lo mejor un siglo, dos siglos o tres, pero eso pasará y vendrá otra cosa, otra cultura diferente, mezclada, mestiza, no lo sé, no me importa, no voy a estar aquí para verlo. Pero es evidente que hay un sistema de valores, que son la Ilustración, la Revolución Francesa, las ideas, los derechos del hombre, que están en cuestión. Yo me limito a ser notario, a contarlo. Y también a decir “frente a eso no hay solución”. Hay analgésicos: no quita la causa del dolor, pero ayuda a soportar el dolor. La única forma de asistir al final de un mundo es tener la lucidez bastante para comprender que ese mundo tiene que acabar. Mi actitud es esa. Todo responde a lo mismo: es una actitud ante un final de época.
–¿No hay una falta de comprensión de los ciudadanos de occidente sobre la gravedad de este tema?
–Hay una diferencia que es para mí muy importante. Nuestros abuelos, la generación que precedió a la mía y todavía parte de la mía, tenía también la certeza de que el mundo es un lugar peligroso, hostil y donde las cosas son caducas, donde se muere con facilidad, donde el ser humano es un hijo de puta depredador. Pero eso lo hemos olvidado, porque somos tan estúpidos… Educamos a nuestros hijos diciendo “el Titanic es insumergible”. El Titanic tiene siempre un iceberg delante. Siempre lo hay. Pero les hemos hecho creer que el Titanic nunca se hunde. Estamos creando generaciones ajenas a la realidad, incapaces de comprender. Entonces, cuando viene el golpe, cuando viene la dictadura de Videla, cuando viene la bomba del montonero, cuando viene la guerra civil española, cuando viene el tsunami, cuando viene la guerra de Aleppo, cuando viene el meteorito, la gente dice “no puede ser”. Claro que puede ser, idiota: son las reglas, solamente que lo habíamos olvidado. Occidente ha olvidado de donde viene, ha olvidado su historia. Parece que es nuevo pero en realidad es sumamente olvidado. Mis artículos, toda mi actitud intelectual, si se le puede llamar intelectual a mi actitud ya que solo soy un tipo que cuenta historias, se encamina a gritar, repetir, recordar a aquellos que quieren o que entienden “mira, chico, esto es un lugar muy jodido”. No es que ahora estemos peor. Habíamos creído que nunca íbamos a estar mal. Lo habíamos olvidado.

–¿No estamos equivocando la puntería sobre los problemas reales, como si quisiéramos pintar la pared cuando está en riesgo que se caiga?
–Eso es propio de todo final de época. Hay un escritor romano llamado Ammiano Marcellino que se queja de los últimos tiempos de Roma: “ahora las calles están llenas de jóvenes tocando el tambor vestidos como los bárbaros y cantan hasta la madrugada y molestan a los vecinos”. Fue en el siglo IV y ya se quejaba de lo mismo. Hay una cosa que está clara, para mí: el mundo occidental, sin cultura, sin la médula espinal de la cultura, no es nada. Nosotros somos lo que somos porque tenemos derechos humanos, tenemos Platón, Virgilio, Arístoteles, Dante. Pero ese mundo está sentenciado a muerte. Platón está muerto, Virgilio está muerto, Cervantes está muerto, Borges está muerto. El mundo actual no tiene herramientas defensivas. Todo el sistema educativo, argentino, español, occidental actual está encaminado a destruir la inteligencia, no a potenciarla. Antes, la élite se consideraba necesaria para tirar del carro. Élites culturales, científicas, políticas, de todo tipo. Antes, la educación era una vía adecuada para localizar y destacar aquellos brillantes que podían ser útiles a la sociedad en distintos aspectos. Ahora es al revés: la mediocridad. En un colegio un niño de siete años brillante será machacado por el sistema para no dejar atrás al torpe de la clase. Esa inversión de valores, esa falta de respeto por la ciencia y la élite como mecanismo motor de la sociedad, es propia de los finales de época: cuando todos los mediocres creen ser iguales que los que no lo son. ¿Qué es Twitter? Todos los mediocres intentando hacerse oír para callar la voz de los que realmente sí son brillantes. No hay salvación. No hay solución, es un problema de cultura. La cultura que crea occidente, la que nos nutrió, está desapareciendo.

 
 
Publicado en Sin categoría | Etiquetado , , , | Deja un comentario